Configurable RAN3593

(11)
5.99
En Stock

Entrega dentro de 24h/48h en días hábiles

Saber más

  • Medidas: 30 x 20 x H.50 cm
  • Referencia: RAN3593
  • Color: Transparente

Di adiós a los armarios y a los roperos desbordados por textiles, edredones, sábanas mezcladas y ropa que no volverás a ponerte en 6 meses o un año… La bolsa de compresión es una solución imparable a este problema: te permite ganar hasta un 75% de sitio en tu espacio de almacenamiento.

Completamente hermética, robusta a la vez que flexible, puede colocarse en lugares como el sótano o el desván, lugares dónde puede haber polvo y humedad. Envasando al vacío, se protege a tus cosas de las agresiones externas (ácaros, polillas, polvo, malos olores…).

Puedes también utilizar la bolsa Compact Express para viajes. Para hacerte una idea de lo eficaz que es este ingenio revolucionario, un edredón de 50 cm de grosor plegado no ocupa más de 15 cm una vez almacenado en una bolsa de compresión.

Reutilizables cuando quieras, las bolsas de compresión se venden por lotes o por unidad, lo que te permite comprar exactamente el número que necesitas en función del volumen y del número de objetos que deseas almacenar.

El textil se introduce por el lateral (es preferible que haya sido previamente lavado y doblado). La apertura se realiza gracias a un cierre zip y la compresión es posible con la mayoría de aspiradores gracias a una válvula espacial. También puedes ejercer la presión al vacío mediante presión manual.

Por otro lado, estas bolsas están fabricadas con polímeros con memoria de forma, es decir que pueden deformarse y recuperar su forma inicial después de su uso. También puedes estar seguro de encontrarte con tus cosas en perfecto estado ya que respetan las propiedades de la fibra textil.

. Ideal para viaje

. Compresión con o sin aspirador

. Material: Nylon y polietileno

. Válvula universal


Ver más
  • Di adiós a los armarios y a los roperos desbordados por textiles, edredones, sábanas mezcladas y ropa que no volverás a ponerte en 6 meses o un año… La bolsa de compresión es una solución imparable a este problema: te permite ganar hasta un 75% de sitio en tu espacio de almacenamiento.

    Completamente hermética, robusta a la vez que flexible, puede colocarse en lugares como el sótano o el desván, lugares dónde puede haber polvo y humedad. Envasando al vacío, se protege a tus cosas de las agresiones externas (ácaros, polillas, polvo, malos olores…).

    Puedes también utilizar la bolsa Compact Express para viajes. Para hacerte una idea de lo eficaz que es este ingenio revolucionario, un edredón de 50 cm de grosor plegado no ocupa más de 15 cm una vez almacenado en una bolsa de compresión.

    Reutilizables cuando quieras, las bolsas de compresión se venden por lotes o por unidad, lo que te permite comprar exactamente el número que necesitas en función del volumen y del número de objetos que deseas almacenar.

    El textil se introduce por el lateral (es preferible que haya sido previamente lavado y doblado). La apertura se realiza gracias a un cierre zip y la compresión es posible con la mayoría de aspiradores gracias a una válvula espacial. También puedes ejercer la presión al vacío mediante presión manual.

    Por otro lado, estas bolsas están fabricadas con polímeros con memoria de forma, es decir que pueden deformarse y recuperar su forma inicial después de su uso. También puedes estar seguro de encontrarte con tus cosas en perfecto estado ya que respetan las propiedades de la fibra textil.

    . Ideal para viaje

    . Compresión con o sin aspirador

    . Material: Nylon y polietileno

    . Válvula universal